EUROPA INVERNAL | En espera

 

Ni en sueños hubiésemos imaginado que una guerra tan insensata nos pudiera alterar la paz mundial. Nos bastaba ya con la pandemia que nos venía afectando por casi tres años. Sin embargo, en el preciso instante en que Europa nos instaba a conocer la maravilla de sus países en invierno, la invasión de Rusia a Ucrania nos paralizó. Hoy estamos en espera de la paz mientras los negociadores deliberan un alto al fuego. Y nosotros aquí atónitos, en circunstancias que hace solo dos semanas el Viejo Continente nos alucinaba con sus paisajes para disfrutar precisamente en temperatura baja.

 

 

VIENA

Porque Europa tiene valores inconmensurables que mostrar. Por ejemplo a la capital austríaca, que por unanimidad salió elegida como «La mejor ciudad europea», tras la encuesta Readers’ Choice Awards de Conde Nast Traveller. Con el especial atractivo invernal, que se acrecienta con las temporadas de ópera, los conciertos de música clásica y -delicia para el paladar- con ese exquisito chocolate caliente cuando el clima está a punto de congelarnos. Además con escenarios en vivo que son todo un espectáculo, como el Palacio Schönbrunn (el Versalles vienés) y la iglesia de St. Charles (en la foto), cubierta de nieve.

 

 

BERGEN

¡Una villa noruega idílica!… Bergen se luce con sus edificios de madera multicolores, su puerto con escenografía sublime y vistas impresionantes hacia los fiordos vecinos. La ciudad será preciosa en verano, pero es en los meses de invierno cuando uno puede observar las famosas auroras boreales, las Northern Lights, que en este momento están en su expresión máxima. Si en Escandinavia uno pudiera olvidarse del frío, dejaría de lado cualquier visita a algún centro astronómico que hubiese planificado. Porque mirar hacia el cielo desde aquí es definitivamente un Imperdible…

 

 

AMSTERDAM

Más allá de su magia en Navidad -festividad que se prolonga durante todo el mes de diciembre- la capital oficial de Los Países Bajos (a diferencia de la importancia de La Haya como sede de organismos internacionales) es igualmente recomendable en enero y febrero. La ciudad no está repleta de turistas como se acostumbra ver, por lo que uno puede encontrar con tranquilidad restaurantes acogedores con vista a canales congelados y gente que disfruta caminando sin problemas con raquetas por la nieve. Tenga la certeza que no pasará hambre: la comida danesa es fuerte Se prepara con mucha papa, lo que es más que satisfactoria en días de frío.

 

 

BUDAPEST

Sin lugar a dudas: el invierno es la mejor época para visitar la capital húngara. Observar el Parlamento -rodeado de hielos que se desplazan sobre el Danubio- hace que hasta los fanáticos del sol terminen adictos a estos días de frío. Le sobrarán para disfrutar esos magníficos cafés, museos y baños termales, ideales para sacarle partido a este viaje cuando, tras explorar la ciudad, uno termina medio congelado.

 

 

PRAGA

Cuando el polvo de nieve cubre tanto el puente St. Charles como las agujas de la iglesa en la ciudad antigua, todo Praga se transforma. La ciudad tiene algunos de los mejores mercados de Navidad (por lo menos, fuera de Alemania). Y aquí el viajero más extenuado resucitará ante sus trdelník (esos pasteles tradicionales de la cocina eslovaca) y vino a la venta en los festivales que tienen lugar en la capital de la República Checa, mientras uno admira su casco histórico, declarado en 1992 Patrimonio de la Humanidad.

 

 

EDIMBURGO

Existe una razón más que suficiente para programar un viaje a la capital de Escocia: el festival Hogmanay, una celebración de tres días en la época de Año Nuevo con múltiples conciertos al aire libre, fuegos artificiales y danzas escocesas. ¿No le gustan mucho las fiestas? Salga de shopping, cómprese una bufanda de cashmere, arrópese y bébase un whisky en Panda and Sons, ese famoso bar de estilo clandestino. Y si quiere, podrá traspirar un poco esquiando en el Pentland Hills Regional Park o deleitarse paseando entre las plantas invernales que ya comienzan a florecer en el Royal Botanic Garden.

 

 

COPENHAGEN

Nos advierten: cuando nos impregnemos de este lugar, donde nace el hygee (concepto danés de “calidez”), nuestras vacaciones de invierno se transformarán en insuperables. Esa sensación se puede vivir en todo Copenhagen, tanto en una pequeña pastelería como en cualquier hotel donde uno aloje. Los restaurants Michelin, los Tivoli Gardens y las vistas de sus canales -que son verdaderas postales- harán que todo valga la pena. Y es que que hasta los edificios de Nyhavn (esa área de paseo marítimo, canal y zona de ocio del siglo XVII) se ven mucho más brillantes cuando se tiene un background nevado.

 

 

DUBLIN

La capital de Irlanda, ¡favorita a todas luces!… No precisamente por sus pubs pequeños y acogedores, un atractivo a todo dar durante el invierno. Sino porque además, en los últimos 9 años, la ciudad ha sido sede del mágico Smashing Times City of Dublin Parade, un festival que rinde honores al solsticio de invierno (21 de diciembre) con bailes célticos, cuentos tradicionales y la célebre ceremonia del fuego. Y en la misma tarde de Año Nuevo, eventos imperdibles como Luminosity, la sesión de tamboreo céltico más grande que se conozca. En la foto, instantes de belleza que recuerdan el cuento corto de James Joyce, que brinda tributo al cementerio de la ciudad, cubierto de nieve.

 

 

BERLIN

Puede que ninguna nación supere a  Alemania en cuanto a sus mercados navideños. Solo en la capital germana existen más de 60, incluyendo el pintoresco WeihnachtsZauber, rodeado por monumentos como el Französischer Dom (la Catedral francesa) y el Konzerthaus, su recinto de conciertos. Sin embargo, no crea que el atractivo invernal comienza y termina en estos festejos. A su disposición absoluta, tendrá muchos de los restaurantes Michelin, sus nightclubs y sus museos vanguardistas para disfrutar de todo el espacio que usted necesite, libre de las típicas aglomeraciones tan propias del verano.

 

 

Solo unos pocos ejemplos para soñar en algún otro viaje a fines de año, enfocando también nuestros anhelos en París, Estrasburgo, Venecia, Estocolmo, San Petersburgo, Tallinn en Estonia, Hallstätt en Austria, Ljubljana en Eslovenia, Lucerna en Suiza, Bath en Inglaterra o Reykjavik en Islandia…

…Tan pronto finalice esta insensata guerra.

Habilidades

Publicado el

28 febrero, 2022

10 Comentarios

  1. Carmen Schmitt

    De Hinrich Huber

    Hola, ya que recibo Su newsletter regularmente, quería saber si me puede informar en qué sectores o pueblos alemanes, austriacos, surtiroleses o suizos es prácticamente seguro tener una «Navidad blanca» y Weihnachtsmarkt como para pasar una Navidad en familia.

    Saludos,

    Responder
    • Carmen Schmitt

      Qué extraordinaria idea, Hinrich. Le enviaremos a su correo personal el máximo de posibilidades que usted podría concretar. Mucho éxito…

      Responder
  2. Mariana Meza

    Que lugares más maravillosos todos los mencionados. Dignos de visitar tan pronto se pueda.

    Responder
  3. Barbara

    Preciosas postales de Europa!

    Responder
  4. manuel cardenas

    Todo hermoso y sobretodo con titulos y con un cronica que nos permite conocer los lugares mas a fondo.
    Gracias.
    Manuel A Cardenas

    Responder
  5. jrisi Tefarikis

    QUÉ LUGARES TAN MARAVILLOSOS todos. que gana de conocer algunos como Irlanda, Checoslovaquia…
    Un sueño….
    FELICITACIONES POR LAS BELLISIMAS FOTOS

    Responder
    • María Josefina

      Fantásticos lugares Carmencita
      Q emoción reconocer q estuvimos con mi marido y amigos en San Petesburgo en ese magnífico palacio museo en q la belleza la abruma a una y no sabes si estás en una película o en el paraíso…..
      Es un an experiencia inolvidable y la recomiendo a toas las personas q puedan ir por esos bellos lugares algún día… esperemos q esta brutal guerra termine luego

      Responder
  6. Carmen Schmitt

    Gracias a todos por los elogios respecto a las fotografías. Todas ellas pertenecen a la agencia Getty Images, por lo que todos los honores son para su increíbles corresponsales, seres humanos que se dan el tiempo para fijar tantas imágenes hermosas en la memoria…

    Responder
  7. G. Dlefierro

    Gracias Carmen una vez mas. Este compendio de ciudades me ha traido muchos reduerdos. He tenido la suerte de visitarlas todas, pero solo Vienna, Praga, Copenhagen y Lucerna en invierno. Me faltaron fotos de Noruega, la cual recorri entera en un barco correo, algun tiempo atras, en Diciembre. Las ventas navidnas en Austria son increibles y en casi todas te ofrecen un cafe o chocolate caliente para que sobrevivas.

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This